Noticias de Madrid

Largas colas para entrar a la discoteca Barceló un día después de la polémica fiesta sin medidas de seguridad

Este jueves se denunció una fiesta «ilegal» en la discoteca Teatro Barceló. Imágenes difundidas en las redes sociales mostraban aglomeraciones de personas en el interior de la discoteca bailando, gritando, sin distancia de seguridad ni mascarillas. Hoy viernes se ha podido ver largas colas para entrar en el local, donde tampoco se guarda la distancia de seguridad.

En el vídeo de la fiesta del viernes aparecen decenas de personas bailando, saltando y cantando en el interior de la discoteca, sin mascarilla y sin guardar las distancias de seguridad. La fiesta, celebrada el 21 de enero, había sido promocionada en redes sociales con el lema ‘Be cool, be safe’ y la imagen de una mascarilla.

Las imágenes de las colas para entrar en el local han provocado indignación en las redes sociales, que no entienden que el local siga estando abierto después de la polémica fiesta y que hoy esté celebrando «otra fiesta».

La Policía Municipal de Madrid está investigando lo sucedido. Están recabando toda la información posible y recuperará todos los antecedentes y expedientes que afecten a este local de ocio, según informan fuentes municipales. Aún queda por recibir la denuncia de la Dirección General de Salud Pública de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, quien ha solicitado una investigación al respecto.

En un comunicado remitido este viernes, el Teatro Barceló lamenta el contenido de esas imágenes y explica que «inmediatamente después» del momento que muestra dicho vídeo el personal de la sala expulsó del local «con la mayor celeridad» al grupo de personas que aparece «por incumplimiento de la normativa sanitaria».

Asimismo, agrega que la situación que aparece en el vídeo es «consecuencia de una reacción espontánea de una parte del público, localizado en una zona muy concreta de la sala» y anuncia que «reforzará las medidas internas necesarias que permitan garantizar que un hecho de estas características no pueda volver a producirse».

Fuentes policiales han explicado a Efe que, ante las denuncias del vecindario de la discoteca, por ruido y aglomeración de personas, varios agentes acudieron a los alrededores del lugar e interpusieron multas por incumplir las medidas sanitarias por la covid-19. Sin embargo, los agentes no se personaron en el local porque, según fuentes municipales, no tuvieron conocimiento de esa fiesta.

La organización FACUA-Consumidores en Acción ha denunciado ante la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid al Grupo Trapote, propietario de la discoteca Teatro Barceló y pide «adoptar como medida provisional la clausura del establecimiento».

Source: Madrid Directo Comunidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *